miércoles, 20 de enero de 2010

Sin edad





Hoy sueño que caminas a mi lado
y juegan en el suelo nuestras sombras
como gráciles aves sin edad.
Y la sombra sin edad de tu mano
acaricia un lugar en el suelo
donde podría estar mi corazón.
Y la sombra sin sombras de mis labios
busca el lugar exacto
donde dejar los besos, las palabras.

La soledad es sólo
el peso de tu nombre en la memoria.



Irene Sánchez Carrón

20 comentarios:

  1. El peso de tu nombre en mi memoria"

    Si, es un gran peso una carga interminable, los recuerdos, los sueños, los días ..¿ Dónde quedaron?

    Besos de susurros

    ResponderEliminar
  2. Ah, los recuerdos de lo que quizas ni siquiera existio nunca... Los recuerdos de las cosas que pudieron haber sucedido...

    Un abrazo, amiga

    ResponderEliminar
  3. Me gusta el poema, no conocía a irene Sánchez Carrón,
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Paso a leer los hermosos poemas que tan bien eliges y a dejarte un besito.

    ResponderEliminar
  5. Bonita forma de despedirse para las buenas noches.
    Un rampybeso.

    ResponderEliminar
  6. Excelentes consejos para una vída duradera en pareja.

    Gracias por compartir.

    Cálido abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Hay peso porque hay gravedad. Y no hay peor peso que el que se constituye desde la gravedad de la memoria.

    ResponderEliminar
  8. Constance,
    no lo sé. Me parece q los llevamos con nosotros, siempre.

    Antiqva,
    "no hay nostalgia peor q añorar lo q nunca jamás sucedió", dice el maestro Sabina. Y estoy de acuerdo.

    Alfaro,
    a veces, una tiene suerte y se topa con una preciosidad como esta. Entonces, corro a compartirla con vosotros.

    Fabia,
    qué alegría me da verte por aquí. Gracias por venir.

    Rampy,
    si te gusta el poema, me alegro muchísimo.

    Genín,
    aprecio tu opinión favorable, q sé q no toda la poesia te llega.

    Paco,
    no sé si son consejos. Más bien me parecen pinceladas de nostalgia.

    S.,
    yo tampoco. Ha sido un descubrimiento también para mi.

    Juan,
    tienes razón. Es un peso casi imposible de arrastrar.

    Muchos besicos para vosotros.

    ResponderEliminar
  9. Es simplemente precioso...Gracias por traerlo a tu blog.

    besoss, tocaya!!

    Sara

    ResponderEliminar
  10. HOLA!Una poema bonita y tiene grand sensibilidad.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Sara,
    celebro q te guste... a mi también me parece precioso.

    Voltios,
    sin duda lo es :)

    Angela,
    hola, bienvenida. Es un placer tenerte aquí.

    Besicos para los tres.

    ResponderEliminar
  12. hola,hoy de visita y recorriendo te encontre,muy hermoso tu sitio,me siento muy agradado de leerte y disfrutar de tu arte,seguire pasando siempre y de paso invitarte a pasar por mi espacio,mucha luz y hasta pronto.

    ResponderEliminar
  13. Umm, pues perfecta definición de soledad =P

    Un abrazo sarita :D

    ResponderEliminar
  14. Lely, hola, bienvenido. Me encanta q estés por aquí y seguro q pasaré a verte a tu blog.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  15. Krlos, hasta la soledad puede ser bella en un poema.
    Un besico.

    ResponderEliminar
  16. Lo que siempre me llama la atención de muchas poesías es que en pocas palabras puedes encerrar muchos sentidos. Y es que desde la subjetividad la poesía siempre se avalanza hasta caer en letras profundas. Me gusta la foto con que acompañas esta publicación.

    Beso y abrazo!

    ResponderEliminar
  17. Roberto, este poema me pareció fantástico. Y la foto es bellísima, el sol y la luna a la vez... sin edad.
    Un besico, espero q estés bien.

    ResponderEliminar